Porqué usar monodosis de café

Hablar de café en España es mucho más que una simple bebida que aporta cafeína a nuestro cuerpo, la sociedad española ha hecho de esto una convención social que tiene lugar cuando se busca una excusa para pasar el tiempo hablando.

De hecho, según las últimas cifras del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, los españoles beben más de 1,5 kg de café por persona y año, es decir, unas 600 tazas al año.

Con este artículo, descubriremos las diferentes mejoras que pueden aportar las cápsulas de café en comparación con otros sistemas, como el envasado de granos de café (enteros o molidos) o las monodosis actuales.

Facilidad de uso y manejo de las autodosis
Con un formato abierto y fácil de usar, todos los clientes pueden usar su café en una sola dosis sin ninguna ayuda.

Las cápsulas de café permiten a sus clientes manejar la cantidad de café que consideran ideal, a diferencia de los cafés de máquina o de las cápsulas actuales, donde el usuario no puede decidir cuánto café considera ideal.

Higiene
Este es uno de los aspectos más apreciados por los clientes. El hecho de que ellos mismos los abran y traten con su propia monodosis crea una sensación de seguridad e higiene entre los clientes.

Además, el sistema de fabricación de estas monodensidades, con máquinas específicas para cada tipo de producto, asegura que el contenido de cada monodosis sea uniforme y sin ningún tipo de contaminación cruzada con otros productos.

Uniformidad y personalización del embalaje
Las cápsulas de café se presentan en sobres idénticos sellados al vacío, lo que garantiza la uniformidad de los sobres.

Además, este sistema también ofrece la posibilidad de personalizar la presentación de las vainas individuales según las necesidades. La personalización de las barquillas permitirá a su establecimiento ofrecer un servicio personalizado que aumentará la satisfacción del cliente.

Deja un comentario